Diabetes y deporte ¡Más ejercicio y menos insulina!

La diabetes es una afección crónica que produce altos niveles de glucosa en sangre debido a la disminución de la hormona insulina. Hacer frente a esta enfermedad y adaptarse lo más rápido posible a ella, requiere continuar con nuestros hábitos saludables. El deporte sigue teniendo un lugar fundamental entre ellos.

Lejos de ser un impedimento, el ejercicio físico es esencial para hacer más llevadera esta patología.

Muchas personas aparcan su rutina de ejercicio por no ser capaces de controlar la diabetes al practicarlo. En ocasiones, esto sucede antes incluso de comprobar que la enfermedad es un obstáculo para la práctica deportiva, pues el mito se ha extendido progresivamente.

Diabetes y deporte para sus efectos

Incrementar el trabajo muscular se asocia a aumentar las hipoglucemias porque este consume parte de glucosa de la sangre.

En Centro Médico Deportivo Pérez Frías sabemos que la actividad física intensa puede alterar el control de la diabetes, pero también conocemos los numerosos beneficios que esta proporciona. Por eso resulta primordial una cadena de colaboración entre equipo médico, entrenador y sujeto que lleve al equilibrio deseado.

Prever las dosis de insulina o los hidratos de carbono necesarios según la intensidad del deporte a practicar, se traduce en una reducción de posibles riesgos.

Nuestros profesionales especializados en nutrición y medicina deportiva consideran básico adaptar tanto la dieta como la medicación al plan de entrenamiento personalizado. La persona diabética irá percibiendo las respuestas de su cuerpo y conociendo mejor aquello que le produce cambios en sus niveles de glucosa.

Resultados satisfactorios para tu diabetes

Está comprobado que el deporte llega a reducir estos índices glucémicos, tanto como pueden hacerlo los fármacos.Reproductor de vídeo00:0000:19

Las personas más activas necesitan menos dosis de insulina que las sedentarias.

Además de una mejora general de la salud física, ayuda a una mayor realización personal. Estos beneficios se amplían si añadimos lo perjudicial que resulta el exceso de peso y la obesidad para las personas diabéticas.

No es un secreto que la práctica regular de actividad física aporta múltiples ventajas a nuestro organismo, más aún padeciendo esta afección:

  • Mejora de niveles de glucosa en sangre y de presión arterial
  • Disminución de lípidos y del riesgo de padecer enfermedades cardiovasculares
  • Más autoestima, menos ansiedad

Como entrenadores personales, recomendamos que el tipo de ejercicio más favorable para las personas diabéticas es  la combinación entre aeróbico y fuerza, a una intensidad moderada-alta que obligue a utilizar glucosa para obtener energía.

Desde CMD Pérez Frías te animamos a derribar las barreras que esta enfermedad puede interponer en tu día a día. Te orientaremos con un plan estructurado que te permita alcanzar tus objetivos deportivos. Ponte en contacto con nuestro equipo multidisciplinar y gánale el pulso a la diabetes alcanzando tu máximo rendimiento.

Comparte en tus redes

Deja una respuesta

WhatsApp chat